Tarab (música para follar o modelo de retroalimentación arrebatada)

Tarab (música para follar o modelo de retroalimentación arrebatada)

Ver entradas
Tarab (música para follar o modelo de retroalimentación arrebatada)

Tarab (música para follar o modelo de retroalimentación arrebatada)

Teatro Pradillo. Calle de Pradillo, 12. Ver mapa


Venta online cerrada.

Para más información pregunta al organizador del evento.

Los datos del organizador están en el apartado "Organizado por".

Descripción

Tarab (música para follar o modelo de retroalimentación arrebatada)

<Violeta Frión (Equipo Pradillo)>

J30 de septiembre V1 y S2 de octubre 21:00 H.

(Música para follar o Modelo de retroalimentación arrebatada)

Estado de emocionalidad elevada, embeleso, éxtasis o encantamiento que puede evocar sensaciones exaltadas de tristeza y alegría al mismo tiempo.

La audición es uno de los sentidos más complejos, se relaciona con el sistema límbico y núcleos cerebrales relacionados con el procesamiento emocional.

El aprendizaje que va unido a una emoción es más fácilmente recuperable, por esta razón, todos aquellos recuerdos que despierten un sentimiento y estén asociados a una emoción serán más fáciles de recordar.

Escuchar música libera dopamina de la misma forma que se libera con la comida, el sexo o las drogas, por lo que tiene un impacto en nuestro estado de ánimo y nos hace sentir bien, mal o en ese estado intermedio. La música induce cambios fisiológicos en nosotros de la misma manera que lo hace cualquier estímulo emocional.

La emoción musical es una comunicación no verbal.

El placer que suscita regula comportamientos afectivos.

Las respuestas emocionales a la música son reproductibles entre diferentes personas y momentos.

La música produce respuestas fisiológicas cuya amplitud depende del contenido emocional.

Sentir un cosquilleo suave entre el pelo y el cráneo, que baja por la nuca hasta perderse en la espalda. Darle la vuelta por dentro a los ojos. El jugo dulce brotando incipiente en las pailas gustativas. Percibir como la piel se vuelve más sensible al tacto, al calor, al roce, como en carne viva. La contracción involuntaria de los músculos del estómago, la entraña. Tener literalmente los pelos de punta. Perder por un momento la noción del lugar, del tiempo y del ser. Llevarte escandalosamente lejos e impertinentemente cerca. Como esa sensación de embriaguez que, al menos yo, sólo consigo sentir follando.

Violeta Frión. Con estudios de Psicología en la Universidad Complutense de Madrid y de Antropología en la Universidad Nacional de Educación a Distancia, es egresada de la Akademia de Teatro Triángulo, actriz y bailarina (formada en Técnica Graham). Muy joven se convierte en socia fundadora de la Cooperativa Madrileña El Curro DT, en la que ha desarrollado una vasta carrera como intérprete (llevando a cabo más de 1.200 representaciones), creadora y gestora, abriendo, en 2001, la Sala Alternativa DT Espacio Escénico. Desde 2017, junto a sus socias, es parte del Equipo Pradillo, encargado de la gobernanza del Teatro Pradillo. En 2018 finaliza el Máster en Práctica Escénica y Cultura Visual MPECV por La Universidad de Castilla la Mancha y el Centro Nacional de Arte Museo Reina Sofía. En octubre de 2019 participa en los VII encuentros de Creación en Magalia, como “artista ejecutante”.

Ficha artística

Concepto y dirección: Violeta Frión

En este caso el promotor no ha especificado la política de acceso a menores, si tienes cualquier duda te animamos a que te pongas en contacto directamente con él.

¡Compartir!

Organizado por

Teatro Pradillo

Ver detalles
Nosotros y nuestros socios utilizamos cookies propias y de terceros con la finalidad de ofrecerte el servicio de manera correcta, medir las visitas que se realizan a nuestra web y, en casos concretos, mostrarte publicidad y permitirte compartir contenidos en redes sociales. Puedes obtener más información sobre las cookies, consultando nuestra Política de Cookies. Para seguir navegando debes aceptar todas o puedes rechazar aquí las cookies de medición y marketing.
Rechazar